FORMAR PARA EL BIEN COMÚN

CONCLUSIONES II CONGRESO NACIONAL DE LÍDERES CATÓLICOS

 

Hemos entregado con mucha alegría las conclusiones de nuestro II Congreso Nacional de Líderes Católicos al Presidente de la Conferencia Episcopal Mons. Santiago Silva.

El día 11 de Julio del año en curso se reunieron nuestro Director General José Antonio Rosas en compañía de la Secretaria Ejecutiva María Jesús Rossi y la Subdirectora Académica Valentina Toro junto al Presidente de la Conferencia Episcopal Mons. Santiago Silva para hacer entrega de las conclusiones del II Congreso Nacional de Líderes Católicos.    

El sábado 1° de Julio durante la mañana se realizó un Congreso Nacional con la asistencia de los 500 jóvenes de las 9 diócesis (San Felipe, Melipilla, Valparaíso, San Bernardo, Santiago, Linares, Chillán, Valdivia y Villarrica) y 45 comunas que están participando actualmente en programas de formación de la Academia de Líderes Católicos para profundizar sobre los principales desafíos que suscita la realidad juvenil en Chile.

Estas fueron algunas de las conclusiones por parte de la Escuela Nacional que fueron entregada a los Obispos de las diócesis: 

¿Cuáles son los principales desafíos que tiene nuestro país?

 

"Mejorar el sueldo mínimo, que el voto sea obligatorio, mejorar la salud en sector público, equivalencia de títulos a nivel global, ya que al entrar mano de obra calificada, aumenta el bienestar de las personas, y mejorar el sistema de ingreso a la Educación Superior". Santiago Universitarios.

 

¿Cuáles son las principales oportunidades que tiene nuestro país?

 

"Se puede fortalecer la unión en el país, y que los políticos no se cierren en ellos mismos. Los chilenos deben trabajar en equipo y planificarse para lograr cambios a largo plazo, tomando muchas opiniones y formando un plan chileno común". Valparaíso Secundarios.

  

¿Cómo se involucran las familias o las comunidades en el discernimiento vocacional de los jóvenes?

 

"Las familias se involucran en todo sentido, respecto a la formación moral y espiritual del joven, ayudándolo a encontrar su vocación verdadera, junto a la colaboración de la comunidad que incentiva al discernimiento vocacional. Estas también dirigen a los jóvenes para que tengan un buen futuro, no cometan errores y sean buenas personas". Villarrica Secundarios.