FORMAR PARA EL BIEN COMÚN

Líderes Católicos tienen presencia en Eucaristía con el Santo Padre

En su segunda jornada en Chile, el Papa Francisco presidió ante 400 mil fieles la Santa Misa en el Parque O’Higgins, celebración eucarística por la Paz y Justicia, con asistentes provenientes de diferentes lugares del mundo, como también de organizaciones y congregaciones.

Tal fue el caso de los estudiantes del III Diplomado Internacional en Doctrina Social de la Iglesia, impulsado por la Academia de Lideres Católicos. Son 100 alumnos de 17 países, entre ellos se encuentran figuras religiosas, como es el caso de Monseñor Braida, perteneciente a la arquidiócesis de Mendoza; políticos; dirigentes sociales y estudiantiles y laicos.

A las 02:00 de la mañana comenzaron a llegar los primeros creyentes al evento, para poder pasar el frio y el tiempo, se desarrollaron actividades como fue la presentación de Fernando Leiva y María José Bravo, quienes interpretaron clásicos de la música católica, donde el público coreó y bailó sus canciones. También, se llevaron a cabo instancias de meditación.

Durante la homilía Francisco hizo diversos llamados, en uno de ellos citó a San Alberto Hurtado, "El trabajador de la paz sabe que no alcanza con decir: 'No le hago mal a nadie’, ya que, como decía san Alberto Hurtado: 'Está muy bien no hacer el mal, pero está muy mal no hacer el bien”; otro de los llamados fue a la fuerza y resilencia del chileno expresando que, “"¡Cuánto conoce el corazón chileno de reconstrucciones y de volver a empezar, cuánto conocen ustedes de levantarse después de tantos derrumbes! ¡A ese corazón apela Jesús; para ese corazón son las bienaventuranzas!".

Es por esa razón que Francisco Sanhueza, alumno del diplomado y presidente del centro de alumnos de ingeniería civil de la Universidad San Sebastián, se refirió al Papa diciendo que, “Para mí el Papa Francisco nos llama a la unidad, que sólo tú no vas a poder lograr las cosas, si todos trabajan en equipo, si todos trabajan por la iglesia, vamos a hacer cosas grandes, pero solo es imposible”.

Además añadió que el diplomado le ha aportado para conocer mejor al Papa “el mensaje se entiende, se entiende que se necesita hacer un cambio en la iglesia, pero no tan rotundo, pero algo que sea para empezar a acercar más a la gente, como somos todos lideres, que lleguemos a todas nuestras comunidades y empecemos a inculcar a la gente que tienen que volver a la iglesia, que la iglesia no está mal y que nunca van a estar solo, que vamos a luchar por ellos, por la gente, que es lo que la iglesia quiere hacer, estar con la gente”.

Por otro lado, Karla Muñoz, joven demócrata cristiana y ex candidata a diputada, señaló que el diplomado le ha ayudado a entender el mensaje de S.S. “la enseñanza ha sido súper especial, porque yo soy administrado pública y he visto temas pero por separado, así globalización, migración, terrorismo, economía, políticas públicas, pero lo he aprendido por los textos y los últimos documentos, pero eso nunca lo había aterrizado y es la posibilidad que me dio ahora el diplomado, de aterrizarlo bajo los lineamientos de la doctrina social de la iglesia”.

Además agregó que “eso no lo he encontrado en ninguna otra institución, en ningún otro proceso de enseñanza, en la universidad, en ninguna parte. Asique estoy súper agradecida por eso, además me ha acercado mucho a las encíclicas papales, los mensajes que se entregan en ellas son súper potentes, y tampoco había tenido esa aproximación más cercana y más de estudio frente a los distintos postulados y los distintos planteamientos de vida que han propuesto en momentos históricos, nuestros representantes de la institución de la iglesia”.

Finalmente, se espera que estas iniciativas eclesiales se sigan desarrollando para poder conocer más en profundidad la vida papal y de la iglesia, como también de los diversos referentes a la institución.